Quedan en libertad los acusados del crimen de Ramírez

El Tribunal de Impugnación respaldó la posición de la defensa, que consideró que no hay pruebas suficientes para que continúen detenidos.

Los tres acusados de herir brutalmente a Osvaldo Ramón Ramírez y luego prender fuego su vivienda fueron liberados por un Tribunal de Impugnación que consideró insuficientes los indicios en su contra.

Nicolás Gabriel Rayguán, Javier Alexis Cortez y Luis Miguel Fuentes, señalados como responsables de la golpiza y posterior incendio que le produjo la muerte a la víctima, fueron liberados tras el pedido de sus defensores.

Cabe recordar que según la teoría fiscal, la noche del 15 de septiembre, los acusados concurrieron a la casa de la víctima a compartir bebidas alcohólicas y allí se quedaron hasta la madrugada del 16. Luego, “por razones que se desconocen”, mataron a Ramírez.

“Los imputados agredieron a Ramírez mediante golpes de puño y con utilización reiterada de elementos punzocortantes, causándole la muerte y quemaduras generalizadas. Luego, prendieron fuego la vivienda, quedando la víctima aún con vida debajo de una cama”, detalló la fiscal Sandra Ruixo al momento de la acusación.

A pesar de que una jueza de garantías y luego un tribunal revisor avalaron la acusación y la preventiva solicitada por la fiscal, el nuevo tribunal les dio la razón a los defensores oficiales.

Raúl Caferra (en representación de Cortez), Gustavo Barroso (defensor de Fuentes) e Ivana Dal Bianco (defensora de Rayguán) argumentaron cada uno a su turno dos cuestiones. Primero, que los indicios de las acusaciones no eran suficientes y, segundo, que no se explicó la responsabilidad de cada imputado como para sostener una coautoría.

Puntualmente, los defensores señalaron que la prueba solo indica que los acusados estuvieron en el domicilio de la víctima en horas previas, al igual que palabras de algunos testigos que “los vieron ir” en dirección a la vivienda

Aún así, los letrados solicitaron que sus defendidos debían ser al menos liberados hasta que se complete la prueba en su contra.

Los magistrados Fernando Zvilling, Richard Trincheri y Florencia Martini coincidieron en que los indicios “no pueden dar cuenta de que las tres personas hayan estado en el domicilio en el horario exacto en que se produce el hecho”. Por ello, dictaron la liberación inmediata de los tres detenidos.-

 

 

Fuente: www.lmneuquen.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *